Segundas oportunidades

“Si me dieras un minuto en tu barriga, no te pido nada más.
Pero dámelo antes de que sea de día”.

Te doy media noche. Andrés Suárez

brain-2146168_1920

Beneficio de la duda

Otra oportunidad,

un café, una cerveza,

un paseo lento al atardecer

 o toda una noche en vela.

Lo que tú quieras.

Dame unas horas, unos meses

o la vida entera.

Pero concédeme la duda.

A veces hace falta un segundo baile,

probar con otro perfume,

empezar con el desayuno.

Dame otra oportunidad.

Puede ser más desastrosa,

más loca o más cabal.

Pero como no hay dos sin tres

y a la tercera va la vencida,

no sería la última

y yo sería la primera.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s